stories


CELEBRAR LA VIDA SIMPLE.
March 20 2017

Hay tantas formas de habitar como personas en el mundo y cada uno de nosotros ha construido a lo largo del tiempo una forma de vivir, de permanecer y de desarrollarse.
En una Era en la que poco a poco las pequeñas cosas han desaparecido, las conversaciones han dado paso a los dispositivos móviles y las risas se han reemplazado por emoticones; hay quienes buscan algo distinto.

Están aquellos que logran visualizar cierta anomalía; esos que reviven ciertos ritos, ciertos detalles que nos remontan al origen.
Ese momento que fue el puntapié inicial del habitar. Ese punto cero que dio paso a todo lo que hoy vivimos.
Ese comienzo donde lo simple, lo sencillo y lo natural era protagonista.

Este retorno nos invita a reflexionar y a redescubrir la casa de una forma más despojada, más espontánea y relajada; no importa la forma, no importa el estilo ni los m2; es el tiempo compartido y las historias las que hacen una gran parte de TU vida.

_

La vida bella fluye.
Entender el habitar desde un nuevo punto de vista siempre fue nuestro objetivo; porque después de todo, la simpleza es una forma de vivir, de pensar, y una forma de belleza.
Nos genera un estado de bienestar que se refleja en cada elección que hacemos; sabemos con certeza que ese sillón o esa mesa, es más que un objeto cuidadosamente seleccionado para la construcción de nuestro espacio vital; si logramos conectar con lo realmente importante, este objeto es preciado por una simple razón: será compañero y testigo de por lo menos un capítulo de nuestra vida, de esas noches con amigos, de los mejores vinos compartidos, de nuestros hijos, de nuestra familia.

Desde este origen queremos comenzar un nuevo camino, donde podamos reflexionar sobre la simpleza como forma de vivir, de elegir y de habitar.
Celebrar y compartir la casa es un acto de amor para cada uno de nosotros y es desde ahí que comienza un nuevo viaje lleno de nuevas vivencias & momentos por atesorar.